Unidos por la fe y el agradecimiento

Brenda Delabra

 brenda.delabra@diocesisdesaltillo.org.mx

La Pastoral de Sordos invita a la comunidad a acercarse a ellos e incluirlos en la vida social

14358682_10207222758786861_5698096264160124831_n

Semana Internacional de las Personas Sordas

Del 19 al 26 de septiembre se celebra la Semana Internacional de la Persona Sorda, en Saltillo existe una asociación que a su vez está trabajando con la Pastoral de Sordos de la Diócesis de Saltillo, el próximo domingo tendrán la misa en la Santa Cruz.

La experiencia de Aidé Ramírez no ha sido fácil, su hija Valentina es sorda de nacimiento, esto fue un golpe terrible para la familia, en donde se ha aprendido a luchar contra los estereotipos, contra la indiferencia, contra las palabras hirientes de quienes ven a ‘la mudita’ o la ‘sordita’ dichas comúnmente cuando llega a la escuela a dejar a Valentina

En el 2011 en una misa en Catedral, nuestro Obispo Raúl Vera López, dirigió la mirada a la familia de Valentina, tras conocer su historia se creó la Pastoral de Sordos, Aidé tuvo que aprender el lenguaje de señas para enseñarlo a Valentina, a su esposo e hijo, pues la educación para personas sordas en Saltillo es nula.

Por tal motivo, impulsados por el padre Pedro Pantoja,  Comisión Diocesana de Pastoral de Construcción de la Ciudadanía han programado actividades como conferencias de sensibilización que durante lo que va del año han impartido en diferentes instituciones, como parte de la conmemoración de la semana internacional, será este fin de semana la mayor actividad.

A las 9:00 horas la misa en la Santa Cruz, interpretada por Aidé Ramírez, coordinadora de Pastoral de Sordos, quien presentará estadísticas sobre la situación que vive el grupo en Saltillo y Ramos Arizpe. “Este año va a ser más realista, no hay sordos profesionistas, no hay sordos que terminen una preparatoria bien, entonces no tienen la oportunidad de entrar a la universidad, este año va a ser algo muy apegado a la realidad; y demostrar que no existe la inclusión al menos en la discapacidad del sordo”.

La Diócesis de Saltillo instituyó en 2012, el 29 de septiembre como el Día Diocesano del Sordo, por ello este 25 de septiembre al finalizar la misa, tendrán una marcha que partirá de desde la Santa Cruz hasta llegar a la Plaza de Armas, donde madres y padres de familia darán testimonios.

“Daremos testimonios que hemos sufrido de discriminación, el salirse de la escuela  por falta de atención, también hay el caso de unas mamás que hablarán de su experiencia de tener hijos sordos. Vamos a hacer un decreto, a mostrar la realidad  de las estadísticas”.

La inclusión de este grupo es nula en el ámbito educativo en Saltillo, por ello tanto la Asociación de Sordos como la Pastoral de Sordos donde han encontrado acompañamiento, buscan que se les otorgue mayor atención en el nivel educativo, no sólo a quienes padecen la sordera, sino a sus familiares quienes tampoco cuentan con las herramientas para tener una comunicación – educación efectiva.

“Como comunidad estamos incluidos a nivel nacional, luchando por la educación bilingüe, en México sólo hay una universidad en Guadalajara que van los sordos a estudiar, pero a nivel nacional no hay nada donde podamos llevar a nuestros hijos, no hay una buena educación para nuestros hijos donde veamos reflejado un buen aprendizaje.

En lo que respecta a nivel salud, carecen de una buena asesoría y atención, la cual se pretende disfrazar con la aprobación de aplicar un implante coclear a niños con dicho padecimiento, sin embargo no todos son candidatos a recibirlo, y la cuestión más importante es quién dará el seguimiento. El grupo de sordos de Saltillo pretende captar la atención de la sociedad, hacer presencia entre quienes no se percatan de la necesidad que ellos tienen de ser valorados e incluidos, sin etiquetas, sin lástima, sin que alguien se aproveche de aprender su lenguaje para obtener un empleo bien pagado para después abandonarlos.

Por ello invitan a la comunidad a acompañarlos en la marcha, “El primer objetivo es hacernos visibles, como experiencia jamás había conocido a un sordo hasta que tuve a mi hija, nos ha faltado hacernos visibles, que la gente ve a que si hay sordos, que hay falta de atención, que no hay inclusión, que hay falta de oportunidades. Esperamos que muchos papás abran los ojos y se unan a la lucha con nosotros para la educación bilingüe a menos aquí en Saltillo y Coahuila”.

La lucha constante por una educación donde niños, jóvenes y adultos sordos puedan comunicarse a través del lenguaje de señas se da en todos los niveles, familia que no han pasado el duelo de tener una hija o hijo sordo, familiares, amistades y el círculo más grande la sociedad, démosles la oportunidad de ser parte de nuestra vida cotidiana.

 

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
RSS
EMAIL
YOUTUBE