Somos como el hierro

Adalberto Peña

adalberto.godines@diocesisdesaltillo.org.mx

Invita Obispo de Saltillo a participar en la construcción de una sociedad basada en los valores universales

Mensaje a quienes conforman el área de “laminado en caliente” de la empresa AHMSA. Fotografía: Adalberto Peña

Como cada año en la víspera de la fiesta en honor a Santa María de Guadalupe, Fray Raúl Vera López visitó la empresa Altos Hornos de México para celebrar la Santa Misa con las y los obreros y sus familias, además de visitar algunos de los nichos que se encuentran en los distintos departamentos de la empresa.

Durante la homilía, nuestro obispo recordó que el mensaje de “La Morenita del Tepeyac” a la nación mexicana es en torno a la dignidad del ser humano: “Lo que debemos hacer todos los mexicanos es asumir nuestro papel. María envió a Juan Diego y le dijo, Me es preciso que seas tu, este es el mensaje, todos son importantes para Dios”.

El recorrido por las diferentes áreas de trabajo de la empresa AHMSA inició en el departamento de “Laminado en Caliente”, ahí, nuestro pastor comparó la transformación del hierro con la vida humana y aseguró que las personas “colaboramos para hacer de una vida, algo útil para la sociedad”: “Al ver como el hierro sin forma se transforma en algo útil, pensemos en la vida humana, que este sistema de la transformación del hierro para llegar a ser útil, somos todos, es lo mismo que el niño que nace en una familia, la familia contribuye a formar su persona. Somos la gran familia que Dios puso sobre la tierra para servir desde la bondad y la honestidad”, afirmó.

Minutos después, luego de visitar el departamento de “Mantenimiento y servicios auxiliares” y llegar al área de “Laminado en frío”, Monseñor Vera López calificó la diversidad de personas como “una riqueza que ofrecer al otro”. “No debemos tener miedo al que es diferente porque todos lo somos, algo importante que se debe aprender en el mundo del trabajo pues esto crea un ambiente de paz y armonía. El hierro se puede manejar de forma distinta y tienen diferentes tipos de acabados y utilidad. Así debemos aceptarnos nosotros, lo que nos une son los valores de la dignidad, justicia, verdad y servicio”.

Obispo Vera en el nicho del área de “Laminado en frío”. Fotografía: Adalberto Peña

Con la reflexión sobre la creación de estructuras solidas en la sociedad, Fray Raúl Vera se dirigió a quienes conforman el área de “Perfiles” al finalizar el recorrido, a ellas y ellos les recordó que “cada uno de nosotros somos como el hierro que debe ser tratado y transformado para servir con amor, justicia y un verdadero sentido del bien”.

“María no hablaba solo de una basílica cuando pedía que construyeran su casa, hablaba de construir una sociedad justa en el pueblo mexicano donde habitar. La estructura de la sociedad depende de los valores internos, no de cosas externas. Todo debe concluir en una estructura social que no se caiga y que nos sostenga a todos”. Por último agradeció a las y los obreros por recibirle en su espacio de trabajo y les recalcó que son merecedores de salarios justos y estructuras sindicales que velen y protejan los derechos de cada una y cada uno.

 

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
RSS
EMAIL
Facebook
YOUTUBE