Adopta una parroquia

 

Por Jacobo Ordoñez

jacoboordonez@diocesisdesaltillo.org.mx

Saltillo, Coahuila a 23 de abril del 2020

 

Con el fin de ser más oportunos en la captación de recursos y sin dejar de promover el “moneypool” de la Diócesis de Saltillo, se propone el proyectoADOPTA UNA PARROQUIA”.

 

La creación del “moneypool” de la Diócesis de Saltillo (https://www.moneypool.mx/p/vM2cqWU) para recolectar dinero entre amigos de manera sencilla, va compartiéndose entre la feligresía. Sin embargo, las personas que han creado la iniciativa, integrantes del Patronato de la Casa de la Iglesia, ahora buscan apoyar a los templos que tengan un grado urgente de vulnerabilidad. El proyecto “Adopta una Parroquia” busca garantizar que rectorías y templos en condiciones que no pueden sostenerse, reciban un apoyo económico y garantice sueldos de empleados, servicios (luz, agua, gas, teléfono/wifi), gastos de pastoral y casa parroquial.

En esta ocasión, el grupo de laicas y laicos solidarios y agradecidos por los servicios que la Iglesia diocesana realiza, tras crear el “moneypool”, ha solicitado un listado de templos de cada una de las siete vicarías que integran la diócesis, en la que pueda identificarse no sólo el nombre de la rectoría o parroquia, junto con el nombre, teléfono y correo electrónico del rector o párroco, sino también el costo mensual para sostener los gastos integrales de la misma. La información que los sacerdotes envíen, debe ser muy precisa y deberá llegar mañana viernes a sus respectivos vicarios foráneos, para ser entregada a la Vicaría de Pastoral. Esta instancia revisará el listado para que puedan ser adoptadas por grupos de laicos y amigos, y se pueda organizar el apoyo concreto a templos específicos, garantizándose su servicio pastoral.

Las ofrendas y diezmos que se entregan en los templos durante cada celebración

El padre Héctor Jorge García Rodríguez, ecónomo diocesano, ha pedido que los templos que no tengan una necesidad económica inminente para recibir apoyo de este equipo organizado para hacer frente a la crisis económica al interior de nuestra iglesia, tratarán de resolver sus economías entre la misma comunidad parroquial. De igual forma les agradece la promoción de la corresponsabilidad con Dios y con las familias que en estas semanas no alcanzan a cubrir necesidades y derechos más fundamentales.

Las ofrendas y diezmos que se entregan en los templos durante cada celebración, no solamente los fines de semana, sino a diario, han dejado de recibirse desde que las actividades no esenciales han sido canceladas en nuestro país. La Diócesis de Saltillo y de manera particular el presbiterio diocesano, agradece las iniciativas de la feligresía que les permiten seguir trabajando en la promoción de la fe y en el apoyo a las personas más necesitadas.

 

 

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
RSS
EMAIL
Facebook
YOUTUBE